Consejos de conducción con remolques

Consejos de conducción con remolques
En el artículo anterior hemos conocido los tipos de enganches para automóvil que hay, así como los pesos necesarios para su conducción e información sobre la ITV. Pero Sabes cómo conducir con remolque? Aunque no es tan complicado como parece, si es necesario aconsejable conocer unos consejos de conducción con remolques que pueden ayudarnos a realizar una conducción más segura.

Cada vez son más los conductores que se decantan por esta opción para realizar sus viajes y transportar así su equipaje o algún otro vehículo (como pueden ser motocicletas) de una forma segura y ahorrando un poco de espacio.

Me falta un carnet especial?

Aquí volvemos a entrar en el tema de la MMA. Si la MMA del coche más remolque no supera los 3.500 kilos, podemos circular sin problema con nuestro carnet de coche habitual, pero, si supera esa cantidad, necesitaremos de un carnet especial.

¿Aseguro el remolque?

Si supera los 750 kilos, es necesario que el remolque lleve su propio seguro, todo lo contrario que, si no supera esta cantidad, que al ser llamado “remolque ligero”, podemos conducir sin un seguro aparte.

Qué peso puede arrastrar mi coche?

Por norma general, esta información la tenemos en la ficha técnica de nuestro vehículo. El peso de este remolque incluyendo la carga no debería ser superior a la mitad del peso de nuestro vehículo.

Consejos de conducción

El primer consejo que podemos darte es que, si nunca has conducido con un remolque, busques una zona amplia y practiques un poco para hacerte él. Ten en cuenta cómo se realizan los giros, la marcha atrás e intenta hacer las maniobras donde siempre estén tu vehículo y el remolque alineados.
Frenado y distancias de seguridad
Tienes que tener siempre en cuenta que conducir con remolque requiere que alargues la distancia de seguridad, más aún si el clima no acompaña. En caso de que necesitamos realizar una frenada de emergencia, nuestro vehículo recorrerá más metros, por lo que la distancia que guardabas anteriormente ahora seguramente se quede corta.
La clave está en utilizar el freno motor y ayudarte de la reducción de marchas para reducir la velocidad progresivamente.
adelantos
No olvides que ahora llevas un remolque, esto influye en la longitud total de tu vehículo, por lo que tardarás más en terminar el adelantamiento. Nuestro vehículo arrastra un mayor peso, por lo que su respuesta será más baja, tardando más a la hora de acelerar y poder sobrepasar al vehículo que circula por delante de nosotros.
Efectos del viento
Uno de los mayores enemigos cuando circulamos con un remolque es el viento fuerte, sobre todo si éste lo hace con mucha fuerza y es lateral. Una buena manera de contrarrestar esto es haber realizado un buen reparto de peso, pero, en caso de que no tengamos mucha experiencia o el viento sea demasiado fuerte, aconsejamos bajar la velocidad e incluso detenerse si fuera necesario hasta que mejore.
Subiendo y bajando cuestas
Lo peor que podemos hacer es no habernos anticipado y empezar a tomar una pendiente con una marcha larga, por extraño que pueda parecer, es mejor utilizar las cortas y el motor sufrirá menos. Reduce la marcha antes de comenzar e inicia la subida con el motor ya preparado para ello.
enganche
Si el enganche que une nuestro vehículo con el remolque lo hemos instalado bien, no debería haber ningún problema, pero nunca está de más aprovechar la parada de descanso cada dos horas de conducción para comprobar que así es. Esto puede evitarnos más de una sorpresa y únicamente nos llevará 2 o 3 minutos, por lo que vale bastante la pena.

recambios coche online /repuestos coches